Tipos de cortacéspedes y sus ventajas

En el sector de la jardinería, los cortacéspedes son herramientas esenciales para el mantenimiento y cuidado del jardín, porque solo con ellas es posible disfrutar de una bonita pradera con la hierba cortada de manera homogénea y a la altura deseada

En la actualidad, existe una amplia variedad de cortacéspedes, desde los más básicos, de uso manual, hasta poderosas máquinas autopropulsadas capaces de segar la hierba a gran velocidad y sin esfuerzo.

Elegir el tipo de cortacésped que te ofrezca los mejores resultados depende de diversos factores como la extensión del jardín, el tipo de terreno, más o menos irregular y la presencia o no de obstáculos. Si quieres acertar en tu elección a la hora de adquirir el cortacésped que mejor se adapte a tus necesidades, en Machine Planet analizamos las características de los distintos tipos de cortacéspedes, con sus ventajas y sus inconvenientes, para tengas claro qué cortacésped es el mejor para ti.

Cortacéspedes manuales o de empuje

Son los más básicos y económicos. Como su nombre indica, funcionan por la fuerza que ejerce quien lo utiliza mientras recorre el jardín empujando el cortacésped. 

Al empujar ,la herramienta de corte, el rodillo donde se encuentran las cuchillas del cortacésped, avanza segando la hierba al ritmo que marca el paso del usuario.

Ventajas e inconvenientes

Un cortacésped manual puede dar buenos resultados, pero siempre que hablemos de jardines pequeños, con una extensión no superior a los 100 o 150 metros cuadrados. 

Trabajar con él en superficies de mayores dimensiones requeriría un esfuerzo considerable, resultando una labor lenta y cansada. 

En cambio, si el jardín no es muy grande y además presenta zonas de difícil acceso o que requieren recortes, como bordillos y parterres, pueden ser una buena opción, ya que, resultan ligeros y muy manejables.

Como ventajas adicionales hay que destacar, además de su buen precio, un mantenimiento mínimo y además una actuación respetuosa con el medio ambiente.

Cortacéspedes con motor

Evidentemente, son los cortacéspedes más rápidos, cómodos y eficientes.

Cortan la hierba a medida que avanzan impulsados por la fuerza de un motor, más o menos potente, alimentado por una determinada fuente de energía. 

En este caso, el cortacésped va autopropulsado y el operario solo tiene que dirigirlo, pasándolo sobre la hierba para realizar el corte de manera sencilla y precisa. Puedes elegir:

Cortacéspedes eléctricos

Para funcionar requieren estar conectados a la red eléctrica y necesitan un cable alargador que permita la movilidad, siempre limitada por la longitud del mismo. 

Si tienes un jardín pequeño – mediano, que no supere los 300 – 400 metros m2, y, por supuesto, un enchufe exterior que te resulte cómodo, pueden ser una buena opción.

Ventajas e inconvenientes

Dependiendo del modelo, tienes cortacéspedes eléctricos que ofrecen una potencia de 1.600 W o más, perfecta para combinar eficacia y rapidez en superficies medias.

Son ligeros, por lo que cuentan con una excelente capacidad de maniobra

Su manejo es cómodo y sencillo aunque, como inconveniente importante, hay que recordar la dependencia del suministro eléctrico, la limitación en las distancias a recorrer y, además, la importancia de extremar el cuidado durante el uso, para impedir que el cable acabe partido bajo las cuchillas de la máquina. 

En general, resultan eficientes cortando hierba no demasiado alta. 

Cortacéspedes con batería

Su funcionamiento es igual al de los cortacéspedes eléctricos, pero incorporan una batería de litio recargable, una gran ventaja a la hora de poder trabajar durante horas con mayor movilidad y autonomía

Suelen ser algo más caros que los eléctricos pero son cortacéspedes válidos incluso para jardines de más de 1.000 metros cuadrados. 

Los actuales cortacéspedes con batería, prácticamente no requieren mantenimiento y la batería se recarga con rapidez, llegando a durar, según modelos, incluso 6 horas o más.

Cortacéspedes a gasolina

Ofrecen un rendimiento óptimo, son los cortacéspedesmás potentes y resultan aptos tanto para uso profesional, como doméstico, sobre todo para trabajar en jardines o parcelas grandes o con presencia de pendientes que dificultan la tarea.

Ventajas e inconvenientes

Los cortacéspedes de gasolina son máquinas versátiles que combinan numerosas ventajas como: rapidez en el trabajo, dureza y fuerza para cortar hierba alta o maleza resistente, agarre perfecto al terreno y durabilidad incluso en un uso intensivo. 

Además, están disponibles en una amplia gama de modelos, desde los más básicos, ligeros y manejables, hasta los que cuentan con motores de alta cilindrada capaces de segar grandes extensiones en un tiempo récord, sin olvidar los tractores cortacésped, que permiten cortar la hierba cómodamente sentados en la propia máquina. 

Como inconvenientes principales de los cortacéspedes a gasolina hay que señalar su precio superior al de los eléctricos y el hecho de requerir un mayor mantenimiento por las exigencias del motor de combustión.

Ventajas adicionales

Independientemente de la energía que utilicen para su funcionamiento, los distintos modelos de cortacéspedes pueden incluir prestaciones que suponen importantes ventajas, que hay que valorar a la hora de elegir una u otra máquina.

Ancho de corte. Este concepto hace referencia a la superficie de hierba que es capaz de cortar el cortacésped de una sola pasada. 

La anchura de corte determina la rapidez en el trabajo, algo importante especialmente en grandes jardines. 

Como norma general, los cortacéspedes a gasolina ofrecen la ventaja adicional de anchos de corte superiores (40, 50 o incluso más de 80 cm en el caso de tractores ) a los que proporcionan los eléctricos o de batería, que no suelen sobrepasar los 40 cm.

Otras funciones extra. Las innovaciones que incorporan los cortacéspedes más avanzados son, en sí mismas, importantes ventajas. Ajuste de altura de corte, es decir, la posibilidad de cortar la hierba a los centímetros exactos que se desea para lograr un corte preciso y homogéneo; la versatilidad en cuanto a opciones de recogida de la hierba en saco de almacenaje, o bien con expulsión trasera o lateral para el abonado directo del jardín; el ajuste de altura del manillar para lograr una postura ergonómica durante el trabajo; la opción de distintas velocidades de corte o el sistema mulching, que permite triturar la hierba mientras se siega y recoge, son extras que marcan la diferencia entre los distintos cortacéspedes que tienes a tu alcance.